Como optimizar el espacio de una vivienda de nueva construcción cambiando la distribución del plano de obra

En el fascinante proceso de reformar una vivienda, el diseño de la distribución interior emerge como un factor fundamental que impacta directamente en la comodidad y funcionalidad del hogar. En este artículo, exploraremos algunos factores esenciales que influyen en la planificación de la distribución para lograr un espacio óptimo y adaptado a las necesidades de quienes lo habitan.

El corazón de nuestra intervención reside en la meticulosa redistribución estratégica de los espacios. En sintonía con las necesidades particulares de nuestros clientes, diseñamos una nueva distribución que se adaptara de manera precisa y armoniosa a sus requerimientos.

1. Adaptación a las Necesidades Familiares:

La distribución de la casa debe ser un reflejo del estilo de vida y las necesidades de la familia. Desde el número de miembros hasta las actividades diarias, cada detalle cuenta. Por ejemplo, la creación de espacios comunes amplios con cocinas abiertas al salón favorece la interacción familiar, mientras que dedicar rincones específicos para el trabajo o estudio contribuye a la funcionalidad.

2. Tamaño, forma y organización:

Cada vivienda tiene sus características únicas en términos de tamaño y forma. La distribución debe adaptarse a estas particularidades, ya sea en un piso, casa unifamiliar o estructura rectangular. Agrupar áreas funcionales como la cocina, el comedor y la sala de estar en un mismo espacio puede generar amplitud y fluidez, evitando pasillos innecesarios.

3. Luz natural y ventilación:

La entrada de luz natural es esencial para crear un ambiente cálido y acogedor. La distribución debe permitir que la luz se distribuya uniformemente, evitando deslumbramientos. La ventilación directa en la mayoría de las habitaciones contribuye al bienestar general. En caso de limitaciones, el baño puede prescindir de ventilación natural, utilizando recursos artificiales.

4. Espacio de almacenamiento:

El desorden puede afectar la armonía del hogar. Optimizar el espacio de almacenamiento es crucial. Incorporar armarios empotrados, estanterías y elementos de almacenamiento en el diseño no solo aumenta la funcionalidad, sino que también contribuye a la estética general del hogar.

5. Instalaciones y elementos estructurales:

En una reforma, considerar las instalaciones preexistentes, como las de agua y gas, es clave. Cambiar su ubicación debe hacerse cuidadosamente para minimizar costes y tiempos de obra. Evitar alterar elementos estructurales, como muros de carga y pilares, es fundamental para la seguridad de la edificación.

Diseñado con atención y cuidado

En conclusión, el diseño interior durante una reforma va más allá de la estética; es una estrategia cuidadosa para mejorar la calidad de vida en el hogar. Cada decisión, desde la distribución hasta la ubicación de instalaciones, contribuye a crear un espacio funcional y acogedor. Si estás pensando en una reforma, consulta con profesionales para garantizar que cada elección esté alineada con tus necesidades y el carácter único de tu hogar. ¡Comienza tu viaje hacia un hogar renovado y mejorado!

¿E S T Á S   P E N S A N D O   E N   R E A L I Z A R  U N  R E F O R M A?

¿N E C E S I T A S   A S E S O R A M I E N T O   P A R A   U N   P R O Y E C T O   

D E  I N T E R I O R I S M O?

C O N T A C T A

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Archivos